Juegos y Videojuegos

Cómo jugar ajedrez

Puede parecer aburrido, pero nada más lejos de la realidad que eso. El ajedrez es un excelente juego de estrategia en el que dos personas buscan poner en “jaquemate” a su contrincante, es decir comerse al Rey (pieza más importante del juego).

Es visto como un juego que está al alcance de pocos, pues es reflejo de gente intelectual y erudita. Pero, no hay que ser un ser superdotado para poder jugarlo.

Las reglas del ajedrez no son complicadas, basta saber y entender cómo se mueve cada pieza en el tablero. La dificultad realmente radica en buscar las vías para derrotar al rival sin quedar vulnerables.

En este artículo aprenderás las nociones básicas de cómo jugar ajedrez. No es fácil dominar este juego tan popular, pero después de asimilar y entender la dinámica del juego y unas cuantas partidas, tendrás bastantes posibilidades de poner en “jaquemate” a más de uno.

Nociones básicas

Para aprender cómo jugar ajedrez, es preciso saber que este se juega en un tablero compuesto por 64 recuadros, negros y blancos.  Dentro de las 32 piezas que contiene, cada jugador utilizará 16, con igual cantidad de figuras. Para diferenciarse uno del otro, hay un set de piezas blancas y otro de piezas negras, estas deben ser colocadas en las casillas dispuestas en rangos y columnas del 1 al 8 y de la A a la H.

A medida que avanza el juego, los jugadores irán perdiendo piezas luego de que estas sean “comidas”, como popularmente se les conoce. Pero para ello, hay que entender cómo es el movimiento de cada una de las piezas.

Las piezas

En cómo jugar ajedrez, cada jugador contará con un rey, una reina, dos alfiles, dos caballos, dos torres y ocho peones.  Estas piezas, que pueden eliminar a cualquiera, están ubicadas en las dos primeras filas del lado del jugador y responden a movimientos específicos individuales que hay que respetar en el desarrollo del juego.

La ubicación de las figuras se realiza así. En la fila del fon se colocan, de izquierda a derecha: torre, caballo, alfil, reina, rey, alfil, caballo y torre. En la fila de adelante, se colocan los ocho peones.

¿Cómo se mueven?

  • El rey: Sólo se mueve una casilla, en horizontal, vertical o diagonal. Es la pieza más importante para entender cómo jugar ajedrez, por lo que suele moverse poco. Es determinante preservar su seguridad y que este no sea acorralado por piezas rivales, allí se acaba el juego. Tiene una cruz en la parte superior.
  • La reina: Mucho poder en una sola pieza. Puede moverse en cualquier dirección y cantas casillas sean necesarias. Combina las capacidades la torre y el alfil. Es indispensable mantenerla viva porque representa la mayor contundencia al atacar, pero no la única. Se resalta por tener una corona femenina.
  • El alfil: Cada jugador cuenta con dos de ellos. Su movimiento es únicamente diagonal, tanto hacia adelante como retroceso. Puede ser una excelente arma desde el centro del tablero.
  • El caballo: Entender su movimiento es una de las cosas más difíciles del juego, pues se mueve en “L”, es decir, puede ser dos casillas horizontales y una vertical, o viceversa. Esta pieza es perfecta para gestar ataques sorpresas al oponente, captura en la casilla donde termina el movimiento. Perderlos puede ser muy doloroso pues es el único que puede “saltar” otras piezas. Cada jugador empieza con dos caballos.
  • La torre: Se ubica en el extremo. Cada jugador cuenta con dos de ellas. Su movimiento es horizontal y vertical, todas las casillas que se quieran. Es una pieza para utilizar a largas distancias. 
  • El peón: Es quizás la pieza menos trascendental. Se mueve solo una casilla hacia adelante (dos pero sólo al comienzo y si se desea), pero captura de forma diagonal. No puede moverse si otra pieza le bloquea la siguiente casilla. Es la única pieza que no puede retroceder. Cada jugador tiene 8 al comenzar.

Consejos

  • Una vez entendido el movimiento de cada una de las piezas, es momento de practicar y hacer lo posible por utilizar estas sugerencias para aumentar las posibilidades de ganar el juego.
  • Antes de mover cualquier pieza, comprueba que no tienes piezas en riesgo para el siguiente movimiento del oponente.
  • No subestimar al peón. Pues si logra cruzar el tablero y llegar al otro extremo, se puede convertir en reina, logrando tener sí más de una reina en el tablero.
  • El “Enroque” puede resguardar más al rey. Consiste en intercambiar de posición una torre con el rey. Solo puede hacerse una vez y antes de cualquier movimiento del rey.
  • Los caballos son perfectos para atacar de forma sorpresiva.
  • Tener piezas en el centro del tablero, aumenta la posibilidad de acorralar al rey del rival de manera sorpresiva. Los alfiles son buenos para ello.
  • Para una estrategia efectiva, lo mejor es utilizar todas las piezas. Con cautela, eso sí.
  • Practica mucho con oponentes de un nivel similar al tuyo para aprender progresivamente e ir mejorando en las estrategias.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación / 5. Recuento de votos:

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar